La lengua está viva. Cambia y se transforma. Se adapta. ¿Cuece o se enriquece?

Lo cierto es que en cada revisión encontramos palabrejas nuevas y entiendo que, si inventamos algo, esto necesita llamarse de alguna forma para poder dirigirnos al el.

Hace 20 años no necesitábamos tener palabras como Twitter  y tuitero o verbos como tuitear. A veces pienso que deberían añadir algunas más como “fesbuquiar”, o “linquear” pero me conformo con que vayamos despacito y con buena letra aunque tengamos que soportar ejemplares como almóndiga, que aunque es un vulgarismo y se encuentra en desuso, tiene su huequito en la RAE.

Pero mientras añadimos a la RAE nuestros nuevos inventos, nos encontramos con una laguna de palabras perdidas en el limbo, ya que no sabes si están en el cielo de los aciertos o en el infierno de los errores. Por ejemplo, ¿cómo conjugamos el verbo “megustear”? Yo megusteo, tú megusteas, él megustea, nosotros megusteamos y “ustedes” megustean. Para complicar un poco más este jaleo de palabras e inventos, debemos pelearnos a diario con un conjunto de abreviaturas que florecen por la falta de espacio entre los caracteres de las publicaciones y sumarle la traducción de la comunicación no verbal en forma de emoticonos, sticker y más cosas que nos inventamos y que llamamos “emoji”. La creatividad y los anglicismos no tienen límites. Las ganas de complicarnos la existencia, tampoco.

Intentaré arrojar un poco de luz al túnel online de la república independiente de Internet.

LOL: “Laughing Out Loud”, que podría traducirse como “me parto de risa”o “me parto la caja del pecho”.

ROFL: “Rolling On Floor Laughing” Si  con LOL te partes de risa, con ROLF “te tiras por el  suelo de la risa” o “me caigo al suelo”

Trending Topic/TT: “tema del momento” en Twitter. Es lo más comentado por los usuarios de dicha red en un espacio de tiempo concreto.

WTF: “What The Fuck” que viene diciendo algo a si como “¿Pero qué coño?” Más bien significa algo peor que no puedo traducir porque le prometí a mi madre que reduciría el uso de las palabrotas :-)

:-) Cara sonriente,  :-( cara triste, >:-( señor enfadado, 8-) señor con gafas, d8-) señor con gafas y gorra… y así infinitas variantes desquiciantes del aburrimiento del internauta.

Emoticono: conjunto de signos anteriormente citados.

Emoji: palabra que sirve para medir tu capacidad de adaptación y aprendizaje de conceptos nuevos que se adoptan de culturas extranjeras al mismo tiempo que define al “pictograma” del “emoticono”. O dicho en cristiano, la forma más “cool” de estar al tanto de las nuevas tendencias digitales.

Stickers: “pegatinas” que viene siendo algo así como dibujos de emoticonos  sofisticados antes de ser llamados “emojis” :-/ (cara de “bueno, vale”)

Cool: Señor que está al tanto de las últimas tendencias y sabe lo que es un “emoji”

Gif: imágenes animadas de ayer y hoy, compartidas en las redes con el fin de dejar a la humanidad sin datos en el móvil.

Follow: seguir a alguien en las redes sociales.

Unfollow: amenaza o acción placentera de dejar de seguir a alguien cuando nos cabreamos.

Fake: cositas que son mentira como ciertos montajes fotográficos, la repetida muerte de César Millán o las numerosas noticias que nunca contrastamos.

Stalker: Señor que se dedica al espionaje de alguien y da mucho miedito.

Y un sinfín de palabrotas que vamos añadiendo cada día porque somos así de cool. Lejos queda aquellos tiempos en los que lo más moderno que tenía nuestra lengua era “mola”.

Share